El engaño cibernético: las ONGs fraudulentas

Hay personas que nacieron y crecieron sin desarrollar el cargo de conciencia sobre los actos que hacen. Son seres sin escrúpulos, que se nutren del resto de las personas que las rodean, es decir del mundo entero que intenta vivir o sobrevivir en el planeta tierra. Me estoy refiriendo a estafadores o timadores que se valen del engaño para obtener beneficio económico.

Un nuevo medio de realizar estafas que se ha desarrollado a una velocidad arrolladora es internet, los delincuentes timadores ya no usan estampitas o joyas falsas para realizar su actividad delictiva sino que con solo un ordenador y acceso a internet el ciberdelincuente puede organizar su engaño sin levantar sospechas y siendo “invisible” ,en muchas ocasiones, a la autoridad.

La picaresca del engaño cibernético tiene su gota que colma el vaso en las ONGs fraudulentas, que aprovechan las catástrofes naturales o noticias sobre la pobreza mundial para obtener una gran fuente de ingreso.

La generosidad, la caridad o incluso esa pequeña gota de humanidad que podemos albergar las personas que hacemos de los males ajenos los nuestros y del sufrimiento general una responsabilidad particular es exterminado a golpe de ratón y sin previo aviso de ninguna clase.

Enviar un donativo se puede convertir en toda una hazaña de investigación en la red sobre la pagina a la que vamos a dar la cuenta bancaria, ya que la infinidad de timos habidos sobre los gestos de altruismo on line te hacen dudar de a donde va a llegar tu dinero. Para conocer un poco más de cuestiones relacionadas sobre este tema los profesionales de la pagina de Addictware de México publicaron un articulo que os linko aquí :http://addictware.com.mx/index.php/seguridad/1121-fraudes-ciberneticos-japon . En él nos comentan brevemente como en la catástrofe  ocurrida el pasado mes de Marzo en Japón multitud de criminales cibernéticos aprovecharon el altruismo ajeno para llenar los bolsillos propios. Además, al final del articulo nos hacen referencia a  una serie de practicas muy apropiadas y necesarias que nos pueden ayudar a conocer o descubrir ONGs fraudulentas.

Los ciberestafadores especializados en fraudes en caridad digital no deberían de existir, y por lo tanto se debería de dar más información sobre estas practicas en internet, ya que si esta es la nueva vía de desarrollo e información de la humanidad  no bebería de ir adosada a ella  bajo su planta más subterránea la cara más oscura de aprovechamiento ajeno.

Después del huracán Katrina se abrieron 2300 webs de ayuda a los damnificados, 800 fueron investigadas por los servicios especiales de FBI y el 60 por cien de ella resultaron fraudulentas. Ese 40 por cien restante de ONGs que utiliza correctamente sus medios y recursos para ayudar se vería contaminada negativamente de este datos. La ONGs fraudulentas no solo comenten estafa y recogen dinero sino que impiden salvar vidas, impiden mejorar situaciones y sobre todo infunde desconfianza hacia las ONGs que cumplen con su cometido, ayudar.

Para finalizar, si queréis seguir indagando sobre el tema os recomiendo un articulo en el que  tratan los diferentes tipos de fraude por internet y la ONGs falsas para conocer hasta donde puede llegar la codicia humana.

http://www.fcanals.com/contenidos/reportajes/fraudes-ongs.htm

C. Méndez